VI Encuentro de Ética y Compliance entre Sectores Público y Privado

El pasado 15 de marzo en la Ciudad de Buenos Aires se realizó el 6º Encuentro sobre Ética y Compliance entre los Sectores Público y Privado organizado por la Asociación Argentina de Ética y Compliance (AAEC). Tuvo lugar en el Auditorio Principal de la Universidad del CEMA.

A continuación les dejamos un mensaje de Jose Ugaz, Presidente de Transparencia Internacional y las palabras de apertura del evento a cargo de Carlos Rozen, Presidente de la Asociación Argentina de Ética y Compliance.


Mensaje de Jose Ugaz

ugaz

“Estimados, quisiera dirigirles algunas breves palabras con motivo de la realización del 6° Encuentro sobre ETICA & COMPLIANCE entre los sectores público y privado. La importancia que ha cobrado la ética y las prácticas de buen gobierno corporativo en estos tiempos da cuenta del tremendo costo que implica la corrupción, tanto para el sector público como el privado. No sólo acarrea graves consecuencias económicas de sobrecostos y distorsión del mercado, sino que implica una serie de costos inmateriales que se reflejan fundamentalmente en el impacto institucional y se traducen en pérdida de la confianza entre actores económicos, ciudadanos y gobierno, sector privado y sector público. Nunca antes ha sido tan evidente que construir una reputación cuesta muchos años de esfuerzo, pero perderla, puede ocurrir en cuestión de minutos.

Lo que estamos viviendo en la región a raíz del caso Lava Jato demuestra que la corrupción en nuestros países es histórica y sistémica y ha penetrado las más altas esferas del poder económico y político. Por tanto, las soluciones que debemos aplicar tienen que ser estructurales e integrales. En ese contexto, juntarse para discutir estrategias y medidas anticorrupción para los sectores público y privado, resulta esencial. Es por ello que quiero desearles la mejor de las suertes y ojalá producto de este evento salgan nuevas ideas que podamos implementar para el beneficio de nuestros países. Desde ya, cuenten con nuestra organización para apoyar cualquier esfuerzo en ese sentido”.

José Ugaz, 15 de marzo de 2017
Presidente de Transparencia Internacional
Más información


Palabras de Apertura por Carlos Rozen

rozen“Vemos en el mundo a conocidos empresarios, políticos, firmas locales y gigantes multinacionales ligados a todo tipo de hechos de corrupción. Corrupción que va desde la simple “cometa” hasta entramados que ingresan en conventos, logran violar los estándares ambientales a partir de un caño de escape, llegando al propio aire que todos respiramos, y, por qué no, dejando de construir un camino, manteniendo deficitariamente un tren o haciendo volar un avión en condiciones dudosas con un equipo de fútbol completo dentro. Cambiando vidas por dinero.

Como una filosa lanza, el soborno atraviesa transversalmente a sector público, constructoras, terminales automotrices, petroleras, laboratorios. Llega al fútbol y rompe el arco a todos, individualmente y en los bolsillos de un país que aún permanece mareado en el piso por los golpes recibidos durante tantos años.

El ACFE reitera estadísticas: un fraude descubierto sale a la luz en promedio unos 24 meses después de su inicio, y sólo es descubierto en el 10% de los casos. Imaginemos lo que queda por ver o lo que tal vez nunca veremos.

Y, entonces, lo que pasó no hace mucho con los Panamá Papers o con la mega-constructora brasilera; casos que pusieron sobre la mesa no solo lo que hacían algunas empresas o estudios jurídicos, sino cientos de personas. Pero lejos de ser preocupante esto es muy alentador para la Región.

Que una gigante automotriz, por ejemplo, quede al descubierto con un mega-engaño y se declare formalmente culpable de fraude y de obstaculizar a la justicia, no es otra cosa que señales que la lucha contra el fraude y la corrupción tiene esperanzas.

Muchos expertos sostienen que con instituciones sanas y fuertes, con un sistema regulatorio suficiente y prolijo, y una justicia independiente, las esperanzas son mayores aún. Esto se traduciría en la práctica, en casos aleccionadores cual círculo virtuoso que hace sentir a quienes se ven tentados, que el costo de la corrupción será más elevado que lo que se lleven al cometer el delito. ¡Y entonces dudarán de dar o de recibir!

Sin embargo, hay una labor que hacer, que no la debemos pedir a nadie más que a nosotros mismos como ciudadanos, sin importar cuál sea nuestro rol dentro de la organización donde nos desempeñamos. Porque es la misma sociedad la que debe ejercer presión sobre los líderes para que las instituciones sean más transparentes y responsables. Es la forma de impedir o como mínimo dificultar notoriamente que los más peligrosos, aquellos poderosos líderes corruptos, tanto corporativos como funcionarios públicos, tengan impunidad frente a sus actos de corrupción.

Debatiremos hoy sobre dos de las cuestiones que realmente pueden patear el tablero a la corrupción:
a) la Ley (hoy proyecto) de Responsabilidad Penal de las Personas Jurídicas para Delitos de Corrupción,
b) la factibilidad de implementar prácticas de compliance e integridad dentro del sector público.

Sin duda, son la discusión y el debate la materia prima para formar opinión, lograr convicción, y ojalá pasar a la acción. Todos podemos llevarnos algo para hacer una vez que salgamos de aquí. No creo que estén invirtiendo medio día de su valioso trabajo si no existiera esa real intención.

Voy a aprovechar también para destacar que la VII edición de la CEC (Certificación Internacional en Ética y Compliance) que aprovechamos para difundir en esta oportunidad anualmente, ha agotado sus vacantes. Entonces con más ventaja difundiré que sería bueno que quienes tengan interés, se anoten para septiembre, y que no dejen pasar mucho tiempo. Se trata del programa de estudios en materia de ética y compliance más importante y completo de la Región, y se dicta en esta casa de estudios”.

Galería del evento

IR

 

Links de interés

http://www.lanacion.com.ar/1995573-se-vienen-mas-normas-anticorrupcion
http://prensa.cancilleria.gov.ar/se-vienen-mas-normas-anticorrupcion